¿Y tú, que estás escuchando?

Me ha resultado muy poderoso pausarme, conectarme conmigo misma y darme cuenta de lo que estoy escuchando, de cómo estoy escuchando. Sí, lo que escucho que la vida me dice, lo que escucho cuando hablo con otros o en el silencio de otros, lo que escucho cuando aparece el reto y lo que escucho también cuando aparece el logro. Demasiado revelador darme cuenta, que lo que escucho proviene de lo que hay en mi interior, en otras palabras, lo que escucho muchas veces no es lo que el afuera me está diciendo, es solo una muestra de lo que hay en mi interior.

Entonces, quiero compartir contigo este transformador darse cuenta. Funciona así: si estas molesto, lo que escuchas será pura molestia para tí (hasta el halago más hermoso). Si estás con miedo, todo lo que escuches será miedo y te pondrás a la defensiva. Si estás triste, todo lo que escuches serán tristezas y nada te animará. Ahora, si dentro de tí hay confianza, el reto más grande sonará a aventura. Si dentro de ti hay calma, todo lo que escuches te mantendrá en tu centro. ¿Ves el juego? Así funciona.

Dime ahora, ¿Y tú que estás escuchando de la vida?, si no te gusta lo que escuchas este es el momento para empezar a cambiar lo que hay adentro.

¡Sé que ya estas listo, para empezar a escuchar distinto!